Garbanzos con espinacas ¡en bolitas mejor!

Posted on
garbanzos con espinacas

Los garbanzos con espinacas es uno de mis platos favoritos.

Mi abuela materna cocinaba de maravilla y recuerdo cómo me gustaba entrar a su casa y notar el olor que venía desde la cocina.

El potaje de garbanzos con espinacas es un plato típico de Pascua en España y consiste básicamente en hacer un buen sofrito donde cocinar a fuego lento los ingredientes principales. ¡Está delicioso!

En algunas regiones se suelen cocinar los garbanzos con espinacas añadiéndoles bacalao y huevo duro. La verdad es que a mi el sabor me encanta tanto entero como en puré 🙂

La cuestión es que el otro día quería hacerle la receta a los peques pero no tenía tiempo para hacer el sofrito con todo el cariño que se merece así que probé a hacer un invento y elaboré una especie de croquetas o como dice Jimena, en bolitas.

¿El resultado? ¡¡¡Acierto total!!!
garbanzos con espinacas

“Bolitas” de garbanzos con espinacas

INGREDIENTES (6 personas)
500 gr. garbanzos hervidos
100 gr. garbanzos secos
150 gr. espinacas (congeladas o tiernas)
1 cebolla tierna mediana
 Curry
 Comino
 Canela
Pimentón dulce
Sal
Aceite de oliva

MODO DE HACER
Lo primero que tenéis que hacer es una harina de garbanzos que utilizaremos para rebozar nuestras bolitas.

Es muy sencillo, y más si tenéis algún procesador de alimentos. Sólo tenéis que picarlos bien pequeñitos hasta conseguir una harina y reservarlos en un bol.

Cocinamos las espinacas y picamos la cebolla.

Después escurrimos bien, pero bien, los garbanzos y las espinacas hervidas  y las batimos junto a la cebolla picada hasta que quede una pasta.

Si no os quedan muy uniforme no os preocupéis de hecho a mi me gusta que queden trocitos de garbanzos más grandes que otros.

garbanzos con espinacas

Ahora tenemos que especiar nuestras bolitas de garbanzos con espinacas.

Personalmente me gusta mucho el sabor que le aporta la mezcla del comino, el curry y la canela pero esto puede ser al gusto de cada uno.

En esta receta puse una cuchara (tamaño café) de canela y comino y media de curry y pimentón dulce.

Con la sal ocurre lo mismo. Yo puse un puñadito pequeño. Primero porque las especias ya aportan sabor suficiente y segundo porque en casa no nos gusta la comida salada.

Llegados este punto sólo queda que hagáis pelotitas con la mezcla y las rebocéis en la harina de garbanzos. ¡Esta es la parte en la que los peques echan una mano!garbanzos con espinacas

Algunas recomendaciones

En cuanto a las espinacas, utilicé tiernas así que las tuve que hervir previamente pero creo que con congeladas saldría igual.

Eso sí, tenéis que tener muy en cuenta es que a la hora de freírlas si están ultracongeladas el agua puede hacer que os salte el aceite y que no queden igual de hechas por dentro.

Para freírlas os recomiendo que no uséis una sartén, mejor un cazo. Así ahorramos aceite, logramos cubrir la bolita entera y, si tenemos la temperatura adecuada, no nos saldrán demasiado aceitosas.

De hecho ¡no pongáis el fuego fuerte! Así sólo conseguiréis que se abran, se deshagan y queden aceitosas.

No obstante yo siempre las dejo escurrir en papel de cocina para acabar con los excesos de aceite.

garbanzos con espinacas

Y nada, las dejamos enfriar ¡y a comer!

La verdad es que están riquísimas y los niños se las comieron de maravilla.

¿Qué os parece? ¿Os animáis a hacer unas bolitas de garbanzos con espinacas con los peques este fin de semana? 😉

  • Compártelo

0 Comentarios

Deja tu comentario

Your email address will not be published.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies